Saltar al contenido

Historia de la Quinoa

Dibujo de Incas trabajando tierra

Quinoa, el oro de los Incas

Hace más de 5,000 años, en las tierras Incas, la Leyenda cuenta que una noche los Dioses de las estrellas donaron el alimento a un joven Guardián nocturno, llamado Aymara. La encomendación de los Dioses era que Aymara alimentara a pueblo, pero este joven desobedeció y pasó toda la noche sembrando el alimento, en vez dárselo a la población. Finalmente, al otro día todas las montañas amanecieron repletas con flores de quinoa y el Pueblo Inca nunca más pasó hambruna.

La quinua ( del tipo Chenopodium ) era conocida por los Incas como «la madre de todos los granos». Consideraban su cosecha como hito sagradao se referían a la quinua como «chisaya mama» o «madre de todos los granos», y era el Emperador Inca quien tradicionalmente sembraría las primeras semillas de la temporada usando «herramientas de oro». 

Como muchos de los granos antiguos, la quinua cayó en la oscuridad en 1532 con la llegada de los españoles a América. El explorador Francisco Pizarro, en su determinación de destruir la cultura Incaica, destruyó los campos de quinua. Solo pequeñas cantidades sobrevivieron en lo alto de las montañas. Durante la conquista europea de América del Sur, los colonos españoles despreciaron a la quinua como «alimento para los aborígenes», por lo cual durante la época de Colonias y Revoluciones esta planta se dejó completamente de lado.

Todo eso cambió en la década de 1970 cuando la quinua fue re-introducida en el mundo culinario moderno. Perú fue el promotor pra rescatar este cultivo ancestral y fusionarlo en su comida regional. Luego, investigaciones científicas se asombraron con los resultados del alimento llegándo la FAO a catalogarla como super-alimento en 2013.

La quinua es generalmente poco exigente en cuanto a su cuidad y muy resistente a la altitud y variación climática, por lo que se puede cultivar fácilmente en los Andes hasta unos 4.000 metros de altura por sobre el nivel del mar. Aun así, crece mejor en suelos bien drenados y requiere una temporada de crecimiento relativamente larga.

¿Cómo comían la quinoa los Incas?

Quinoa Incaica

Quinoa Incaica

Plato tradicional con preparada al estilo Incaica
Tiempo de preparación 20 min
Tiempo de cocción 14 min
Tiempo total 25 min
Plato Plato principal
Cocina Boliviana, Peruana
Raciones 2 personas
Calorías 300 kcal

Ingredientes
  

  • 300 gr. Quinoa
  • 1 Cda Perejil picado
  • 1 Tomate maduro
  • 1/2 Pepino
  • 2 Limones
  • Sal a gusto

Elaboración paso a paso
 

  • Si la Quinoa que has comprado no es pre-lavada, es recomendable que con ayuda de un colador la laves con agua para remover cualquier existencia de saponina que pudiera existir.
  • En una cacerola vierte 2 tazas y 1/4 de agua por cada parte de Quinoa. Agrégale sal y ponlo a fuego fuerte por 12 minutos. Notarás que el agua romperá en hervor. Hacia el minuto 12 revisa la Quinoa, si queda poca agua por consumirse, baja la potencia del fuego para dilatar la vaporación del agua. Esto hará que la Quinoa conserve sus propiedades.
  • Mientras preparas la quinoa, troza el tomate y el pepino en cubitos pequeños.
  • Cuando hayas retirado la Quinoa, viértela en un recipiente, déjala templarse unos 5 minutos y luego, mezclando, viértele el jugo de los limones. Finalmente agrega el tomate y pepino crudo trozados, el perejil y mezcla. ¡Ya está listo para servir!

Notas

Este platillo es rápido, liviano y sincillo. Sus sabores pueden resultar algo primarios en virtud de que la receta replica una receta milenaria. 
Si no te gusta el pepino, puedes dejarlo completamente de lado, pero lo que no puedes dejar de utilizar es tomate y perejil, que fueron dos ingredientes centrales en la cocina Inca.
Keyword Quinoa